El Perú necesita de Fátima No temáis soy el Ángel de la Paz. Rezad conmigo Dios mío, yo creo, adoro, espero y te amo. Te pido perdón por los que no creen, no adoran, no esperan y no te aman.
CampañasTienda VirtualTesoros de la FeDonaciones



«Tesoros de la Fe» Nº 174 > Tema “Esplendores de la Cristiandad”

Especiales  [+]  Versión Imprimible
AbcAbcAbc

Milagro eucarístico de Legnica: para los médicos, la hostia es un tejido humano

LUIS DUFAUR

El obispo de Legnica , en Polonia, Mons. Zbigniew Kiernikowski, proclamó oficialmente un prodigio del Santísimo Sacramento ocurrido en el santuario de Sw. Jacka (San Jacinto) de esa ciudad.

El prelado autorizó a los fieles a venerar la hostia ensangrentada que, según el decreto episcopal, “tiene las características distintivas de un milagro eucarístico” , según informó “Religión en Libertad”1.

La ciudad de Legnica (en alemán, Liegnitz ; en checo, Lehnice ) está situada en la región de Baja Silesia, en el suroeste de Polonia.

El milagro ocurrió en la misa solemne de Navidad del 2013, cuando una hostia consagrada cayó al suelo durante la distribución de la sagrada comunión en el referido santuario polaco.

La hostia fue recogida y colocada en un recipiente con agua ( “vasculum” ) para que se disuelva, como mandan las sapienciales normas canónicas en tales casos, no siempre respetadas en nuestros días.

Sin embargo, una vez en el agua, apareció en la hostia una mancha roja de singular textura, que mostraba notable similitud con un un tejido humano.

Comisión diocesana

El entonces obispo de Legnica, Mons. Stefan Cichy, instituyó una comisión para investigar lo sucedido con la sagrada forma.

En febrero de 2014, con la autorización de la diócesis, un fragmento de la hostia con aspecto de tejido ensangrentado fue extraído y colocado sobre un corporal. Después se recogieron muestras para ser analizadas en los laboratorios de diferentes institutos forenses.

Los médicos de los departamentos de medicina legal consultados verificaron que los fragmentos recogidos contienen células del músculo estriado transversal semejantes a las del músculo cardíaco.

Según el “Catholic Herald”2 , las pruebas fueron realizadas en el departamento de medicina legal, en Wroclaw (en alemán: Breslau), a comienzos del 2014.

Otro estudio fue realizado posteriormente por el departamento de medicina legal de la Facultad de Medicina de Pomerania, en Szczecin (en alemán: Stettin ), añadió la revista británica.

Análisis histopatológico y consulta a Roma

El laboratorio concluyó que “en la imagen histopatológica, se encontró que los fragmentos [de la hostia] contenían partes fragmentadas del músculo estriado transversal. Que es muy similar al músculo del corazón.

“Las pruebas también determinaron que el tejido es de origen humano, y se encontró que presentaba señales de angustia” , es decir, del tipo de tensión muscular que se produce en esos estados psicológicos extremos.

El obispo de Legnica proclama el milagro eucarístico en el santuario de San Jacinto

Considerando la relevancia de los informes médico legales, en enero de 2016, Mons. Kiernikowski elevó el caso al Vaticano, sometiéndolo a la consideración teológica de la Congregación para la Doctrina de la Fe.

Esta connotada Congregación vaticana se declaró favorable a la exposición de la hostia milagrosa a la veneración pública, y recomendó que se explicaran debidamente a los fieles los hechos constatados.

La hostia quedó expuesta en una capilla del santuario de San Jacinto bajo la responsabilidad de su rector, el padre Andrzej Ziombra.

En el documento de proclamación del milagro, el obispo afirma:

“Espero que todo esto sirva para profundizar el culto a la Eucaristía y tenga un inconfundible impacto en la vida de las personas que se acercan a la reliquia. Lo vemos como una maravillosa muestra, una expresión particular de la bondad y del amor de Dios” .

La esperanza del prelado es de gran importancia para nuestra época, cuando se pretende entregar la Eucaristía a pecadores públicos, olvidando que en la hostia consagrada están verdadera, real y substancialmente presentes el cuerpo, la sangre, el alma y la divinidad de Nuestro Señor Jesucristo.

Obedeciendo a las instrucciones del obispo, un libro abierto recoge en el santuario el testimonio de las gracias recibidas y “otros eventos milagrosos”.

San Jacinto de Polonia: su devoción por la Eucaristía y la Virgen María

Forenses recogieron muestras, las analizaron en laboratorios y concluyeron “es tejido muscular humano” como el corazón de un hombre en agonía

Es muy significativo que el milagro haya sucedido en una iglesia consagrada a san Jacinto (1185-1257), llamado el “Apóstol del Norte”.

El santo fue un religioso dominicano polaco del siglo XIII, gran predicador de la Eucaristía y de la adoración al Santísimo Sacramento.

En 1240, hordas de mongoles paganos invadieron el mundo eslavo que estaba en franco proceso de conversión, devastando ciudades, campos y pillando las iglesias.

Atacaron entonces la ciudad de Kiev, hoy capital de Ucrania, donde san Jacinto rezaba ante el Santísimo Sacramento.

Al percibir que la ciudad caería en manos de los bárbaros, retiró del sagrario el copón que contenía las sagradas hostias con la intención de huir y de ese modo salvar las sagradas especies.

La capilla, al interior del Santuario de San Jacinto, donde se venera la reliquia

En aquel momento el santo oyó una voz, que provenía de una imagen de la Santísima Virgen hecha de alabastro:

—“Jacinto, ¿te vas de aquí y me dejas sola? Llévame contigo” .

—“Querida Madre, su estatua es muy pesada, ¿cómo podré llevarla?” , dijo él.

—“Mi Hijo la va a hacer ligera, llévame” , replicó la Virgen.

Al instante la estatua quedó tan leve como una pluma. San Jacinto guardó entonces el copón con el Santísimo Sacramento y la estatua de la Virgen bajo su capa dominicana.

Acompañado por otros religiosos, consiguió cruzar milagrosamente el gran río Dniéper que corta la ciudad y atravesar el campamento de los bárbaros mongoles sin ser detectado.

San Jacinto fundó varios conventos dominicos en Ucrania y en su Polonia natal, donde falleció el 15 de agosto de 1257, fiesta de la Asunción de la Virgen, en la ciudad de Cracovia.

El apostolado “post mortem” del gran santo polaco

Sin embargo, su influencia no se restringió a la época medieval.

El documento del obispo certificando el milagro

Tres siglos después, cuando los protestantes aparecieron para negar la Presencia Real de Jesucristo en la Eucaristía y se rebelaron furiosamente contra la devoción a la Santísima Virgen, el nombre y las imágenes del religioso, cuyo proceso de canonización aún estaba en marcha en Roma, se multiplicaron piadosa y asombrosamente en íconos, pinturas y esculturas.

Fue entonces que los Papas aprobaron de modo oficial su devoción. El 17 de abril de 1594 fue canonizado por Clemente VIII. El Papa Inocencio XI lo nombró patrono de Polonia.

Los devotos de san Jacinto resaltan que el obispo diocesano aprobó el milagro eucarístico arriba descrito el día 17 de abril de 2016, aniversario de la canonización del santo.

San Jacinto es representado con una gran estatua de la Virgen en una mano y un ostensorio eucarístico en la otra, atravesando milagrosamente el río y el campamento de los bárbaros.

En todo el mundo se le rinde culto por sus milagros y por el heroico ejemplo de arriesgar su vida para no permitir que la Eucaristía fuera objeto de sacrilegio o profanación por aquellos que no son dignos.

El Santuario de San Jacinto en la ciudad de Legnica, Polonia, en la actualidad. Multitud de fieles concurre a venerar el más reciente milagro eucarístico

 

Notas

1 . http://www.religionenlibertad.com/la-iglesiareconoce-el-milagro-de-una-hostia-sangranteen-polonia-49101.htm.

2 . http://www.catholicherald.co.uk/news/2016/04/ 19/bleeding-host-in-poland-has-hallmarks-of-aeucharistic-miracle.



  




Artículos relacionados

Venecia, del charco a la gloria
Un pequeño ejército con grandes ideales
El concierto de los campanarios
Mont Saint-Michel
La «Leyenda Áurea»
Universalidad de la Iglesia
Pío IX, el Papa de la Inmaculada Concepción
Café, bebida del pensamiento
El convento-fortaleza de Tomar y la Caballería de Cristo
¡Partir es vivir… o morir un poco!




Informe de sus aportes a la Alianza de Fátima ¿Necesita que alguien rece por usted? Advocaciones marianas en el Perú Suscríbase a nuestro boletín


Peregrinando
Súplica junto al Pesebre
Fray Martín de la Caridad
Fallece redactor de la columna “La Palabra del Sacerdote”
La “ola celeste”: una ola celestial, una ola mariana
Presencia diabólica en el mundo de hoy
Los rostros de la Virgen en el Perú
Refinamiento y especialidad de la culinaria francesa
La Entronización del Sagrado Corazón de Jesús en los hogares
La Maternidad Divina
Insidiosa trama para disolver la familia
La Visita a los Monumentos - Jueves Santo
Múltiples y maravillosos atributos de nuestro Divino Salvador
¡Multitudinaria manifestación de fe!
El Santo Sepulcro: Una tumba vacía... llena de la presencia de Cristo
Visita de Mons. Schneider a Lima
Ideología de Género: Una persecución religiosa en ciernes
Un remedio eficaz contra la amnesia religiosa



 



Tesoros de la Fe


Nº 204 / Diciembre de 2018

Una Santa Navidad
Meditación a los pies del pesebre del Niño Dios

La Adoración de los Reyes Magos, manierista de Amberes, c. 1520 – Óleo sobre madera, Metropolitan Museum of Art, Nueva York



Solicite aquí la visita de la Virgen Peregrina de Fátima




Santoral

15 de diciembre

Santa María Crucificada Di Rosa, Virgen

+1855 Brescia. De noble familia, su vida transcurre en un período crítico para la Iglesia y para Europa. Fundadora de las Siervas de la Caridad.








Ayude a difundir el mensaje de Fátima
Alianza de Fátima | Donaciones | Solicite visita de la Virgen | Tienda Virtual

Campaña promovida por la Asociación Santo Tomás de Aquino
Tomás Ramsey 957, Magdalena del Mar - Lima - Perú
..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... .....