El Perú necesita de Fátima ¿Y tú sufres mucho? No te desanimes. Yo nunca te dejaré. Mi Corazón Inmaculado será tu refugio y el camino que te conducirá hasta Dios.
CampañasTienda VirtualTesoros de la FeDonaciones



ISSN 1998-0558
(versión on line)
Nº 43 - de

“Si amamos a Dios sobre todas las cosas, inmolémonos por Él. Si amamos al prójimo como a nosotros mismos, démosle la Fe, nuestro mayor Tesoro” – Plinio Corrêa de Oliveira


 
Especiales
Catolicismo y Civilización
En los últimos siglos, a raíz de la industrialización y los descubrimientos científicos, muchos imaginaron que la humanidad entraría en una era “paradisíaca”, en que la tecnología resolvería todos los problemas. ¡Mera fantasía!

Continuar >


 
Lectura Espiritual
Segundo Mandamiento de la Ley de Dios: No tomarás el nombre de Dios en vano
Este mandamiento nos ordena reverenciar el santo nombre del Señor, y hablar siempre de Dios y de las cosas santas con profundo respeto que se manifiesta pronunciando e invocando, ya sea el santo nombre de Dios, ya el de su único Hijo Nuestro Señor Jesucristo, con sentimientos de piedad y veneración.

Continuar >


 
Página Mariana
¿Las imágenes de la Virgen están prohibidas en la Biblia?
Quienes han tenido que debatir con protestantes saben que ellos concentran sus ataques sobre todo contra la Santísima Virgen y sus privilegios. Hoy ya no está de moda atacar al Papado y al clero, como otrora; el blanco preferido es la Madre de Dios, a justo título considerada por esos sectarios como su principal adversaria.

Continuar >


 
La Palabra del Sacerdote
Divorcio: violación de la ley divina; licitud de separación sin nueva unión
Conviene aclarar que, aparte de la separación legal ante la Iglesia, le sería legítimo disponerla ante las leyes civiles, no para alcanzar el derecho a un nuevo “matrimonio” y sí para obtener los efectos civiles correspondientes a la separación de hecho.

Continuar >


 
Vidas de Santos
San Benito de Nursia
Oriundo de la noble familia Anicia, que diera a Roma cónsules y emperadores, nació en el poblado de Sabino, en Nursia por vuelta del 480.

Continuar >


Colección

Julio de 2005

El progreso material, la desilución y el progreso espiritual







Informe de sus aportes a la Alianza de Fátima ¿Necesita que alguien rece por usted? Advocaciones marianas en el Perú Suscríbase a nuestro boletín


Peregrinando
Súplica junto al Pesebre
Fray Martín de la Caridad
Fallece redactor de la columna “La Palabra del Sacerdote”
La “ola celeste”: una ola celestial, una ola mariana
Presencia diabólica en el mundo de hoy
Los rostros de la Virgen en el Perú
Refinamiento y especialidad de la culinaria francesa
La Entronización del Sagrado Corazón de Jesús en los hogares
La Maternidad Divina
Insidiosa trama para disolver la familia
La Visita a los Monumentos - Jueves Santo
Múltiples y maravillosos atributos de nuestro Divino Salvador
¡Multitudinaria manifestación de fe!
El Santo Sepulcro: Una tumba vacía... llena de la presencia de Cristo
Visita de Mons. Schneider a Lima
Ideología de Género: Una persecución religiosa en ciernes
Un remedio eficaz contra la amnesia religiosa



 



Tesoros de la Fe


Nº 204 / Diciembre de 2018

Una Santa Navidad
Meditación a los pies del pesebre del Niño Dios

La Adoración de los Reyes Magos, manierista de Amberes, c. 1520 – Óleo sobre madera, Metropolitan Museum of Art, Nueva York



Solicite aquí la visita de la Virgen Peregrina de Fátima




Santoral

11 de diciembre

Santa Maravillas de Jesús

+1974 Aldehuela - Madrid. Fiel hija espiritual de Santa Teresa de Ávila en su amor a la Religión y a la Orden Carmelitana, la madre Maravillas de Jesús, carmelita descalza, luchó tenazmente en el siglo XX para que permanezcan intactas las reglas, los usos y costumbres legados por la gran santa de Ávila, reformadora del Carmelo.

Más información aquí.






Ayude a difundir el mensaje de Fátima
Alianza de Fátima | Donaciones | Solicite visita de la Virgen | Tienda Virtual

Campaña promovida por la Asociación Santo Tomás de Aquino
Tomás Ramsey 957, Magdalena del Mar - Lima - Perú
..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... .....