El Perú necesita de Fátima No temáis soy el Ángel de la Paz. Rezad conmigo Dios mío, yo creo, adoro, espero y te amo. Te pido perdón por los que no creen, no adoran, no esperan y no te aman.
CampañasTienda VirtualTesoros de la FeDonaciones


AbcAbcAbc

A importantes realizaciones, mayores retos

La campaña “El Perú necesita de Fátima” tuvo un significativo florecimiento en el año 2000, superando anteriores resultados. Cabe destacar el impresionante número de 900 peregrinaciones realizadas con la Virgen de Fátima durante el Año Jubilar.

Todo esto plantea nuevos e interesantes retos. Por ejemplo, ¿cómo atender el creciente número de pedidos que a diario nos llegan y de tan remotos lugares? Con el auxilio de la Madre de Dios y de los beatos Francisco y Jacinta Marto, los nuevos intercesores de la campaña, confiamos resolverlos.

Una perseverante y reconfortante tarea que no se agota

Además de las habituales visitas que diariamente se llevan a cabo en Lima, Cusco, Trujillo, y sus alrededores, nuestras imágenes peregrinas recorrieron muchas otras ciudades.

Cajamarca en el mes de febrero, Puno en mayo, Piura en los meses de julio y agosto, Chiclayo en septiembre y octubre, y Abancay en diciembre. Estadías menores se realizaron en Sullana, Juliaca, Lambayeque, Guadalupe, Mollepata, .

Como es característico de la campaña, la inmensa mayoría de las visitas se realizaron a hogares, aunque no faltaron los conventos, iglesias, dependencias militares, comunidades, instituciones y empresas.

En la pequeña historia cotidiana, un hecho ejemplar

Una Hermanita de los Ancianos Desamparados, cuando comprobaba que todo estuviera listo para recibir a la Virgen en el asilo de Piura, sufrió una grave caída por una escalera, en el preciso instante en que hacía su ingreso la Imagen Peregrina.

En medio del dolor, con los dos brazos fracturados y bañada en sangre, tuvo el noble gesto, mientras era trasladada al hospital, de disculparse ante la imagen por no poder recibirla como ella merecía. La religiosa comentó más tarde que había sido para ella una verdadera consolación poder ofrecer sus sufrimientos para que la Virgen de Fátima mueva los corazones piuranos.

Asumiendo el compromiso de rezar el Santo Rosario

En general, la sagrada imagen permanece por espacio de dos horas con la familia que la recibe. En la visita se alternan oraciones con el audiovisual sobre las apariciones y el Mensaje de Fátima; no faltan las preguntas de los asistentes, y es realizada una explicación sobre las actividades y los objetivos de la campana.

Como fruto de estas visitas, alrededor de 20.000 personas en todo el Perú han asumido el compromiso de rezar periódicamente el Santo Rosario, para atender a los pedidos de la Santísima Virgen.

Miles de peticiones a la Virgen, llegan a Portugal

En el mes de octubre, miles de hojitas con las peticiones de nuestros adherentes recogidas a lo largo de los últimos meses llegaron a Fátima, en donde fueron depositadas a los pies de la Santísima Virgen en una ceremonia especial.

Periódicamente son enviadas a Portugal y luego quemadas en el lugar de las apariciones, las peticiones que los devotos de Fátima suscriben durante los recorridos de nuestras imágenes peregrinas.

En el 2001, “Peregrinando” seguirá creciendo

En el año 2000 se efectuaron 13.000 envíos gratuitos por correo del informativo Peregrinando. Esperamos que esta cifra, ya tan alentadora, pueda ser ampliamente superada con la generosa ayuda de todos nuestros adherentes y simpatizantes: este año nos proponemos alcanzar los 50.000 envíos.

Y no solamente esperamos un aumento en el tiraje, sino también en el número de destinos: nuestra meta en el 2001 es llegar a 200 localidades a lo largo y ancho del país.



[ Volver Atrás ]

Artículos relacionados

El Milagro del Sol - Conociendo a los Testigos
La campaña EPNF cumple su primer año
Testimonio de una madre
Peregrinando Histórico
Los peregrinos narran su esforzado viaje apostólico a la Selva
Nos escriben...
Maravillosa propagación del Escapulario del Carmen
La Virgen peregrina visita el Altiplano
Cómo TFP celebró los 80 años de las apariciones de Fátima
Exitosa Feria del Libro







Informe de sus aportes a la Alianza de Fátima ¿Necesita que alguien rece por usted? Advocaciones marianas en el Perú Suscríbase a nuestro boletín


COVID-19
¿El coronavirus es un castigo divino?
La pandemia y los grandes horizontes de Fátima
Mons. Athanasius Schneider: Nos gloriamos en las tribulaciones
Remedio seguro contra la “coronafobia”
Cardenal Raymond Leo Burke: Mensaje sobre el combate contra el coronavirus



Peregrinando
150 años de la Comuna de París
San Juan Masías
Rosa de Santa María
Iglesia y Estado: ¿unión o separación?
Remedio eficaz contra los males contemporáneos
Las glorias de María
Santo Toribio de Mogrovejo
La Sagrada Túnica de Nuestro Divino Redentor
Santa Bernadette Soubirous
Corrupción en la sociedad: ¿Existe una solución?
Fiesta de gloria y de paz
Intransigencia de los Santos: irreductible fidelidad a su misión
Cristiandad
El ángel de la guarda, nuestro verdadero amigo
La Asunción de María Santísima
¡Vade retro Satanás!
El Santísimo Sacramento de la Eucaristía
La Madonna de Monte Bérico
Remedio seguro contra la “coronafobia”
El Hijo de Dios condenado por el más arbitrario de los procesos
Santa Jacinta de Fátima: Centenario de su fallecimiento (1920-2020)
La actitud católica frente a la muerte y la concepción materialista
¿Cómo rezar bien el rosario en honor a la Virgen María?
Grandezas y glorias de San José
Presencia diabólica en el mundo de hoy
Los rostros de la Virgen en el Perú
La Visita a los Monumentos - Jueves Santo
Un remedio eficaz contra la amnesia religiosa
Santidad: la verdadera gloria de Francisco y Jacinta



 



Tesoros de la Fe


Nº 238 / Octubre de 2021

150 años de la Comuna de París
Implacable persecución de la Iglesia

Barricada, la Comuna de París, mayo de 1871, André Devambez, 1911 – Óleo sobre lienzo, Museo de la Historia de Francia, Palacio de Versalles



Solicite aquí la visita de la Virgen Peregrina de Fátima




Santoral

19 de octubre

Santos Juan de Brébeuf, Isaac Jogues y compañeros mártires

+Siglo XVII + América del Norte. Jesuitas franceses que evangelizaban el Canadá (actual Norte de Estados Unidos), cuyas tierras regaron con su sangre al ser martirizados por los feroces indios iroqueses.








Ayude a difundir el mensaje de Fátima
Alianza de Fátima | Donaciones | Solicite visita de la Virgen | Tienda Virtual

Campaña promovida por la Asociación Santo Tomás de Aquino
Tomás Ramsey 957, Magdalena del Mar - Lima - Perú
..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... ..... .....